Bótox
para el tratamiento de la hiperhidrosis

La sudoración es una función imprescindible que realiza nuestra piel y gracias a la cual se regula la temperatura corporal, se eliminan sustancias y toxinas de deshecho y contribuye a la formación del PH. Sudar, por tanto, es una función básica y necesaria de nuestro cuerpo. Sin embargo, en algunos casos se produce una sudoración excesiva llegando incluso a afectar la vida cotidiana de las personas que lo sufren. Este exceso de sudor es lo que conocemos como hiperhidrosis y son muchas las personas que lo padecen. Pero gracias al Bótox podemos regular el incómodo exceso de sudor.

El Bótox, una solución eficaz, rápida y segura para el tratamiento de la hiperhidrosis

Olvídate del exceso de sudor
Bótox para el tratamiento de la hiperhidrosis

El uso de la toxina botulínica (Bótox) para el tratamiento de la hiperhidrosis hará que dejes de preocuparte por ese molesto exceso de sudoración que tanto nos preocupa, ya sea por cuestiones de higiene como por estéticas.

¿Cómo trabajamos?

El uso del Bótox para los problemas de hiperhidrosis es un tratamiento cómodo y eficaz. Utilizamos una aguja muy fina por la que se introduce la toxina justo debajo de la piel y cerca de las glándulas sudoríparas. Puede aplicarse en palmas de las manos y pies y en las axilas. No es un tratamiento doloroso y se suele tolerar sin anestesia, aunque se puede hacer uso de ella.
El Bótox actúa como un inhibidor bloqueando las señales nerviosas que deben recibir las glándulas sudoríparas. Así se disminuye e incluso desaparece la sudoración, haciendo de esta toxina la solución perfecta para acabar con la hiperhidrosis.

Bótox para el tratamiento de la hiperhidrosis

¿Para quién está indicado?

Las personas que padecen una sudoración excesiva en las manos, los pies o las axilas, hasta el punto de alterar su vida cotidiana son los candidatos perfectos para el uso del Bótox como tratamiento contra la hiperhidrosis. A estas personas solo se les exige que sean saludables a nivel físico y mental.

Resultados

En el 90% de los casos el paciente suda en menos cantidad o incluso no suda en las zonas en las que se aplica el tratamiento. Los resultados comienzan a ser visibles de dos a siete días después de la intervención. El efecto del tratamiento tiene una duración mínima de seis meses, aunque puede variar según el paciente.

Ventajas del Bótox como tratamiento para la hiperhidrosis

El Bótox es un método seguro y eficaz para el tratamiento de hiperhidrosis, que tiene ventajas como:

  • Disminución e incluso eliminación del sudor.
  • Tratamiento prácticamente indoloro. 
  • Sin necesidad de ser hospitalizado.
  • No requiere tiempos de recuperación.
  • Efectos visibles rápidamente, entre 2-7 días.
Bótx para el tratamiento de la hiperhidrosis

Primera consulta gratuita y sin compromiso ¡Llámenos!
91 000 34 80 o 67 360 30 70

O si lo prefiere le llamamos nosotros

Pida Cita o Consulta

Si desea ponerse en contacto con nosotros o localizar con exactitud alguna de nuestras clínicas o delegaciones puede hacerlo a través de este formulario o de la información mostrada a continuación.